Pasar al contenido principal

El Equipo Especial sobre Docentes realiza un llamado para apoyar a los 63 millones de docentes afectados por la crisis de la COVID-19

/

Aproximadamente 63 millones de docentes de educación primaria y secundaria de todo el mundo han resultado afectados por el cierre de las escuelas de 165 países debido a la pandemia de COVID-19.

Trabajan en primera línea de la respuesta para garantizar que el aprendizaje continúa para casi 1.500 millones de estudiantes, cifra que se prevé que irá en aumento.

En todo el mundo, junto con los dirigentes escolares, se han movilizado y han innovado rápidamente para facilitar un aprendizaje de calidad en la distancia para aquellos estudiantes en confinamiento, contando y sin contar con el uso de tecnologías de información y comunicación (TIC). Además, contribuyen de forma crucial a comunicar las medidas que previenen la propagación del virus, lo que garantiza que los niños estén seguros y cuenten con el apoyo necesario.

Esta situación sin precedentes conlleva un alto nivel de estrés para los docentes, los estudiantes y sus familias.

En algunos casos, los docentes que pudieron estar previamente expuestos al virus están tratando de manejar la ansiedad de tener que trabajar en situaciones en las cuales el riesgo de la COVID-19 está en constante propagación. Otros están lidiando con el estrés de tener que proveer educación de calidad a través de herramientas para las que han recibido muy poco o ningún entrenamiento o apoyo. En muchos países, docentes con contratos temporales, docentes sustitutos y personal de apoyo a la educación corren el riesgo de ver sus contratos finalizados y sus sustentos desaparecidos.

El Equipo Especial sobre Docentes, una alianza internacional que trabaja en apoyo de los docentes y la docencia, ha emitido un “Llamado a la acción respecto a los y las docentes” con el ánimo de asegurar que todos los docentes disfrutan de protección, apoyo y reconocimiento durante la crisis. Liderazgo, y recursos financieros y materiales para docentes son necesarios para asegurar que una enseñanza y aprendizaje de calidad puedan continuar en la distancia durante la crisis y así mismo, para lograr una rápida recuperación.

El Equipo Especial sobre Docentes hace un llamado a todos los gobiernos, proveedores y financiadores de servicios educativos, tanto públicos como privados, y asociados pertinentes para:

  • Conservar el empleo y los salarios: Esta crisis no puede ser un pretexto para disminuir los estándares y las normas o para dejar de lado los derechos laborales. Es imprescindible mantener los salarios y las prestaciones de todo el personal docente y el personal de apoyo a la educación.
  • Priorizar la salud, la seguridad y el bienestar de los docentes y estudiantes: Los docentes necesitan apoyo socioemocional para hacer frente a la presión adicional que supone para ellos la obligación de impartir enseñanza en tiempos de crisis y de ayudar a sus alumnos en estas circunstancias preocupantes.
  • Incluir a los docentes en el desarrollo de respuestas educativas frente a la COVID-19:Los docentes desempeñarán un papel crucial en la etapa de recuperación, cuando reabran las escuelas. Deben participar en todos los pasos de la elaboración de políticas y planificación en materia de educación.
  • Proveer apoyo profesional y entrenamiento adecuado: Se ha prestado poca atención a la necesidad de ofrecer a los docentes una capacitación adecuada para asegurar la continuidad de la enseñanza. Debemos actuar con rapidez para asegurar que los docentes reciben el apoyo profesional que necesitan.
  • Poner la equidad en el centro de las respuestas educativas:Aquellos docentes que trabajan en áreas remotas, con comunidades de bajos recursos o con minorías, necesitarán un gran apoyo y flexibilidad para garantizar que los niños desfavorecidos no se queden atrás.
  • Incluir docentes en las respuestas de ayuda: El Equipo Especial sobre Docentes insta a las instituciones financieras a ayudar a los gobiernos en el sustento de los sistemas educativos, en particular en el desarrollo de la fuerza laboral docente. Dicho apoyo es especialmente urgente en algunos de los países más pobres del mundo, que ya tienen dificultades para satisfacer las necesidades educativas debido a la escasez crítica de docentes capacitados.

Para obtener más información, se puede descargar el llamado en inglés, francésespañol y árabe.